Ampliando el tortuguero de Funky

Cual desarrollo de software, con el tiempo Funky va creciendo y necesitando más espacio. Y el último tortuguero, que me costó encontrar por querer uno así de grande, se le ha quedado pequeño también, así que me puse a buscar uno nuevo. En poco tiempo me di cuenta de que lo de los tortugueros sigue igual que la útima vez que lo miré: es prácticamente imposible encontrar un tortuguero grande. El que hasta esta tarde era el tortuguero de Funky era de 80x40x40, aunque parte del espacio estaba ocupado por el sistema de filtrado, y tenía este aspecto:

El anterior tortuguero de Funky

Tras pensarlo un poco, decidí que tenía que diseñar algún tipo de ampliación para el actual tortuguero, así que, tras comentarlo con bastantes personas e ir analizando y desechando varias ideas, finalmente me hice una idea aproximada de lo que queria. Para poder pulir el concepto e intentar ver los pros y contras, construí una maqueta de cartón, a escala, sobre la que definí los detalles y detecté algunos problemas de la idea original:

Maqueta

Maqueta

Una vez tuve clara la idea tomé las medidas finales, basándome en la maqueta y en la colocación que quería para cada una de las piezas (ya que hay que tener en cuenta el grosor a la hora de calcular los tamaños de las piezas). Una vez definido lo que quería, me fui a encargar las piezas de vidrio y a comprar la silicona. Además, tenía ya en casa imitación de césped artificial para la rampa y la plataforma:

Material

Utilicé vidrio de 5 mm. de grosor y silicona para acuarios Olivé V-01. Una vez que tuve todo (la silicona no la encontré en Lugo, así que tuve que pedirla por internet) empecé con el montaje:

Montando...

Montando...

Montando...

Montando...

También instalé un nuevo filtro, externo, ya que el anterior era una estructura dentro del propio tortuguero, y tuve que eliminarla para poder tener espacio:

Filtro

Por último, hice un apaño para poder sostener la lámpara:

Lámpara

Y la verdad es que estoy satisfecho con el resultado:

Resultado

Está claro que no es muy cómodo de limpiar, ya que tendré que separar las dos estructuras, pero al menos Funky tiene el doble de agua que antes, y durará más tiempo limpia. Además, el montaje ha sido una experiencia interesante, porque no suelo ponerme en plan “Bricomanía” 😀