La mirada sucia

Observad esta imagen:

Folleto de La Patatina

Se trata de una de las caras de un folleto del restaurante “La patatina”, que recogí hace ya un tiempo en un centro comercial, y que acabo de escanear para vuestro gozor.

Pero fijaos en la imagen en sí. Lo está haciendo, ¿verdad? ¿O soy yo que tengo la mirada sucia? No, no, lo está haciendo, a la vista de todos. Y poniendo una mirada a medio camino entre la inocencia y la perversión. Mejor dicho, no está a medio camino, sino que de algún modo consigue transmitir ambas cosas con la misma mirada. Que gran trabajo gráfico. O no…

Es como esta atracción infantil que ví en WTF Microsiervos. ¿A que no hay que tener la mirada muy sucia?